Los cuerpos del cuerpo


Por el Dr. Ángel García, Fecha: 19-04-2015

Visto  792  Veces

Los seres humanos estamos constituidos por realidades intangibles más allá del cuerpo físico. El cuerpo humano no tiene la posibilidad de sobrevivir sin la energía vital que recibe del campo electromagnético contenido en la infinita cantidad de electrones que orbitan alrededor del mismo. Este campo de energía vital es un entramado de hilos invisibles que penetran al cuerpo interconectándolo, circulando dentro y fuera de él. En este campo circulan las ondas en las que viaja la información proveniente del campo Astral el cual es el asiento de las emociones.

Los influjos del campo Astral determinan la calidad de la vibración del campo de energía vital, esta vibración es la que determina la calidad de los campos electromagnéticos orgánicos, tisulares y celulares; el astral es más sutil y menos definido que el campo energético. Cuando el ser humano está procesando una emoción, el campo Astral produce movimientos plásmicos que activan mecanismos de circulación energética y esta penetra en el cuerpo físico a través de unos dispositivos en forma de trenzas llamados por la cosmogonía de la medicina china Nadis. Los nadis son los vasos comunicantes de todo el entramado interno de la energía vital. Si el influjo plásmico que se recibe del campo astral es de una emoción limitante como la ira o la tristeza, la circulación de la energía vital quedara contraída o bloqueada lo que altera los campos electromagnéticos de las zonas involucradas y las células comienzan a funcionar de una manera limitada hasta enfermarse.
Los campos a los que obedece el cuerpo físico como el vital y el astral también se pueden llamar cuerpos, estos cuerpos son los que envían órdenes a través de mecanismos intrínsecos al cuerpo inmediatamente inferior.
El cuerpo físico es el último de esta cascada de cuerpos en recibir la información, viene siendo como el obrero de una gran fábrica que termina ejecutando las ordenes de su jefe de cuadrilla el cual, a su vez, ejecuta las órdenes del jefe de obra, quien a su vez recibe órdenes del gerente de construcción y así sucesivamente hasta llegar a la Junta Directiva o Accionistas.
El cuerpo Astral como asiento de las emociones recibe órdenes de un cuerpo superior que sería el cuerpo mental. La mente por su parte posee una serie de niveles que van desde los niveles conscientes hasta lo más profundo del inconsciente.
Ejecutamos la vida, fundamentalmente, con el nivel consciente superficial y es allí donde elaboramos los juicios, interpretaciones y análisis de la realidad viciados o condicionados siendo el ego quien toma el mando cumpliendo el rol de un rey. En este nivel el ego arma todos los dramas de la vida e inconscientemente las personas gastan su existencia en estas tragedias sin enterarse que dentro de su propia mente hay otro nivel que no juzga ni se enreda en las interpretaciones de la mente superficial.
Esa parte de la mente libre de juicios es la que tiene comunicación con el cuerpo Causal que sería el gran jefe, es el asiento de la conciencia espiritual, solo se encarga de enviar órdenes indirectas a los otros cuerpos a través de síntomas, molestias físicas, intuiciones, coincidencias, aparentes accidentes etc. En este cuerpo, que es el primero de todos los Cuerpos, se encuentra el Alma, vehículo conducente que comunica al cuerpo físico con su espíritu esencia y es quien transmite toda la información al resto de los cuerpos integrados en una misma función.
La mente humana tan embadurnada de información superficial condicionada, centrada en el mecanicismo del drama y la superficialidad, no se percata de los mensajes profundos del cuerpo causal y sigue empastelado en la odisea de la cotidianidad comprometiendo su energía vital y todas sus bondades como Ser pluripotencial.
Es lamentable que la medicina convencional y las disciplinas afines hayan obviado este valiosísimo conocimiento, por múltiples razones, que deja preocupantemente incompleto el estudio del ser humano y sus padecimientos para poder darle respuestas coherentes al drama humano de la enfermedad.
En medicina de la conciencia proponemos un abordaje integral que tome en cuenta las expresiones de los diferentes cuerpos que componen al ser humano y acercarnos a una interpretación que incluya la verdadera esencia de los fenómenos humanos. Se parte del hecho de ver la enfermedad como información, son los mensajes de los cuerpos superiores que indican los cambios que amerita el Alma para su evolución; similar a un sistema de navegación que te indica cuando el Ser se está desviando de la ruta de avance o se encuentra inmóvil al borde del camino.
Ya es tiempo de dar el salto cuántico hacia el paradigma emergente que nos ofrece un andamiaje de conceptos y conocimientos que nos permiten entender por qué enfermamos y, más importante aún, como podemos darle respuesta apropiada a los padecimientos humanos no solamente para curar el cuerpo sino para sanar la conciencia, lo único que nos acompañará en el tránsito de la eternidad.



Te Gustó el Artículo? Compártelo..!



Comentarios

No hay comentarios para este articulo. Se tú el Primero!



Debes estar Suscrito a Angelcuantico.com para dejar un comentario

Comentario 1000 caracteres.


Quedan


Dr. Ángel García Montero
Con más de 25 años de práctica médica y más de 15 años de investigaciones científicas, el Dr. García plantea que el cuerpo no enferma sin la participación de la Conciencia y que todo abordaje terapéutico debe realizarse de forma integral la química del cuerpo físico, el patrimonio energético y por supuesto, La Conciencia.

Twitter



El contenido de ésta página tiene como finalidad brindar información de utilidad que contribuya al crecimiento y bienestar de los lectores. No busca reemplazar la relación directa médico - paciente, no sustituye la asesoría médica profesional, diagnóstico o tratamiento. Se recomienda buscar la asesoría de su médico familiar o de cualquier otro profesional de la salud calificado ante cualquier pregunta relacionada con su condición de salud y antes de decidir tomar suplementos, hacer ejercicios particulares, seguir algún protocolo alimenticio u otro programa de salud.


AngelCuantico.com derechos reservados © 2012 - 2017 •

Ciudad de México - México
info@angelcuantico.com

Design by LeO